Relatos cortos vs Fanfics

Pues qué decir sobre estas dos maneras de escribir... 
Uno tiene la libertad total para elegir lo que escribe y en el otro ceñirse a los rasgos del protagonista, yo elijo ambas opciones ¿Por qué no? 

Las dos formas tienen sus pros y sus contras, ahora intentaré analizar cada una de ellas. Los he enfrentado a modo de versus pero para nada estoy en contra de uno u otro ya que me caracterizo por escribir tanto fanfics como relatos cortos, largos o como requiera lo que me pongo a escribir en su momento.

El relato, tal y como lo conocemos, nos proporciona la libertad de crear todo lo que nos propongamos. Aunque pienso que si se va a escribir una historia surrealista que tenga rasgos lógicos, por decirlo de alguna forma, razonables. El mundo imaginario puede ser muy caótico pero siempre existe un orden en el que hay límites para no rozar lo incoherente y muchas veces no caer en las contradicciones en un escrito. Por otro lado, el no basarse en un personaje real da la dificultad necesaria para plantear una nueva historia como un reto, algo que me encanta claro está. Y por supuesto da la libertad de crear un personaje desde cero con todos los rasgos que el escritor quiera darle. Pienso que el relato corto, dividido en varios capítulos, es algo que me encanta hacer. Siempre he sido partidaria de que algo conciso y breve puede transmitir lo mismo que algo largo y demasiado detallado.

El fanfic, ese gran desconocido para muchos pero que brinda la oportunidad de crear un mundo totalmente fantástico alrededor de un personaje real. Desde hace mucho tiempo he estado leyendo bastantes fanfics pero jamás me había detenido a escribir uno. No sabía lo que me perdía. He aprendido a alargar mis historias como en una serie larga de aventuras. He podido adaptarme a una persona famosa, analizándola, estudiando todo su comportamiento para recrear escenas donde actúe tal y como lo haría en la vida real. Amo captar la esencia de alguien real y plasmarla, tal y como, en mis historias. Está claro que muchas veces no me sale exacto pero me esfuerzo por hacer que los mínimos detalles hagan recordar al lector de quien estoy hablando. A diferencia de un relato normal, el fanfic me reta a crear un mundo alrededor de alguien real mientras que en el otro tiendo a crear los personajes ficticios en situaciones cotidianas.

Sé perfectamente que tanto un relato normal como un fanfic se puede moldear como guste, dando un toque completamente irreal a ambas formas de escribir, pero quería exponer lo que yo hago personalmente en las dos.